¿Qué dermatoscopio debo usar?

Con la cantidad de modelos disponibles, esto puede parecer una decisión difícil. Si bien la cantidad de opciones parece confusa, la comprensión de algunos principios básicos puede ayudar. Hay 2 tipos principales de luz que se utilizan en dermatoscopia, polarizada y no polarizada.

¿Polarizado o no polarizado?

Antes de responder a esta pregunta, es útil echar un vistazo a cómo funciona el dermatoscopio. El dermatoscopio nos permite ver los colores y microestructuras de la epidermis, la unión dermoepidérmica y la dermis papilar, que no son visibles a simple vista. Hace esto en una de 2 maneras.

Fuente de luz no polarizada. Al usar un fluido entre una placa de vidrio y la piel, se elimina el reflejo de la luz de la superficie de la piel, lo que permite la visualización de estructuras más profundas. La primera generación de dermatoscopios utilizó este método y gran parte de las primeras investigaciones se realizaron en Europa utilizando este método.

Fuente de luz polarizada y filtro polarizador a 90 grados (polarización cruzada). La luz reflejada desde la superficie se bloquea y la luz reflejada desde estructuras más profundas se ve claramente. Investigaciones más recientes, especialmente las de Australia, utilizaron este método y descubrieron nuevas estructuras que solo se pueden ver mediante polarización cruzada.

¿Cual es mejor?

No hay una respuesta simple; Ambos tienen sus ventajas y desventajas.

El principal inconveniente de la dermatoscopia no polarizada es que requiere el contacto con la piel y el uso de un fluido. Con la dermatoscopia polarizada, ambos son opcionales, pero para la fotografía, el contacto elimina el movimiento de la cámara y el fluido puede mejorar la calidad de la imagen. Hay algunas características importantes que se visualizan mejor con la dermatoscopia no polarizada y otras que se ven mejor con la dermatoscopia polarizada. Algunas estructuras solo se pueden ver con un tipo. Además, los vasos se pueden aplastar mediante dermatoscopia de contacto.

¿Por qué no tener lo mejor de ambos mundos?

En conclusión, si se toma en serio la dermatoscopia, utiliza un modelo híbrido.  Estos son dermatoscopios que tienen configuraciones de luz polarizada y no polarizada, y la capacidad de alternar entre ellas.

Referencias

Pan Y. Dermatoscopia polarizada y no polarizada: la explicación de las diferencias observadas. Arco Dermatol. 2008 junio; 144 (6): 828-9.

Marghoob A, Cowell L, Observación de estructuras de crisálida con dermatoscopia polarizada. Arco Dermatol. 2009 mayo; 145 (5): 618.

Haspeslagh M. Rosetas y otras estructuras blancas brillantes en dermatoscopia polarizada: correlación histológica y explicación óptica. J Eur Acad Dermatol Venereol. 2016 febrero; 30 (2): 311-3.

Haga clic aquí para obtener más información sobre los dermatoscopios DermLite.

Deje un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes HTML etiquetas y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Seleccione su moneda